Posts in "Ciencia"

Future echoes

With the recent doubts regarding the Theory of Relativity of Albert Einstein and its axiom of the limit of velocity: no physical object, message or field line can travel faster than the speed of light in vacuum, I’m meditating about our thoughts about reality and our points of view.

Newton, Copernicus, Ptolomeo, had their own point of view with the restrictions in their perspective that the circumstances of the time when they lived accounted to them.

It’s possible; therefore, that now we have our own limitations of sight. What if there is something in our point of view that limits us? What if time is a measurement which travels forwards and backwards?

Let me think for a moment that there is one possibility of someone who doesn’t have that sort of limitations and is capable of perceive the echoes of time, the shadows of things that will happen…

Think about it for a while. Do you have someone: a friend, a relative, who has the power of feel some things, know about what is about to happen…? What if he or she can really do it?

La caída de los héroes

Vivimos inmersos en la carrera hacia el triunfo, siendo el triunfo un concepto entendido de mil maneras diferentes y empleado en un sinfín de situaciones distintas en función de la perspectiva del que lo describe.

Y en cierto modo el elemento central del triunfo, la personalización del mismo, es el héroe.

Nos rodean. Figuras jóvenes, atléticas, esbeltas, de sonrisa luminosa y con un halo de eternidad que nos obliga a envidiarlas. Son los héroes modernos, pero no se diferencian de los antiguos. Personajes míticos que las leyendas encumbraban hasta convertiros en seres poderosos y con dones que cualquier humano envidiaría.Sin embargo muy pocos se han parado a pensar en el después, en el momento en el que la euforia del triunfo, la gloria conseguida se esfuma.

¿Qué sucede después?
Porque el reloj del tiempo sigue moviéndose, pero esa persona que un día fue el centro del universo por unos momentos ha dejado de serlo ya.

Creo que en ese momento aparece la verdadera valentía del héroe. La capacidad de sobreponerse a ese paso del tiempo, de no vivir en un pasado glorioso y centrarse en el futuro.

Porque aquel que cree que ya ha conseguido todo lo que pretendía conseguir en la vida sencillamente sólo le queda morir.

Ser valiente ante los cambios.

Ayer leí por encima el último artículo de psicología que venía en El País Semanal. Hablaba de lo complicado que es para nuestro entorno afrontar nuestras decisiones cuando estas conllevan cambios radicales. Analizaba lo complejo que resulta para quienes reciben una noticia para la que no están preparados asumir ese cambio y aceptarlo.

Pero más allá de nuestro entorno, yo me pregunté si nosotros mismo estamos preparados para el cambio.

Demasiadas veces nos encontramos ante un futuro lleno de incertidumbre donde nuestras decisiones a corto y medio plazo pueden ser determinantes en el devenir de los acontecimientos. Y esa relevancia a la hora de escoger el camino correcto puede derivar en ansiedad, agobio y sensación de descontrol. Solemos llamar a esto «resistencia a cambiar» o «estar acomodado». Y está claro que todo aquellos que conlleve un cambio en nuestra rutina diaria: desde un cambio de situación sentimental hasta una evolución a nivel laboral, nos produce esa sensación de pérdida de control.

Pero en la valentía de aquellos capaces de no sólo suavizar y gestionar esa sensación, si no de ver más allá de lo que los demás son capaces de ver, reside la verdadera esencia del emprendedor y, en definitiva, del triunfador.

Este 2011 aparece ante nosotros como un año plagado de incertidumbre. Puedes quedarte sentado, esperando a que el mundo solucione tus problemas, mantenerte donde estás, y quedarte así para siempre.

O puedes ser valiente y ser tú quien cambie el mundo, se adapte a sus nuevas circunstancias y encuentre la luz entre tanta oscuridad.

Yo ya lo he decidido. ¿Y tú? 🙂

La Realidad Aumentada

Una de las grandes desconocidas para muchos y que con la llegada masiva de los terminales de telefonía móvil de nueva generación es más que probable que sea protagonista en 2011 es la conocida como realidad aumentada.

Según nuestra querida Wikipedia, por Realidad Aumentada (RA) entendemos una visión directa o indirecta del mundo real cuyos elementos se combinan con elementos virtuales para la creación de una realidad mixta a tiempo real.

Es decir, que vemos superpuestos en una imagen real, elementos virtuales. Esto ha tenido últimamente mucha aplicación en generaciones de juegos en dispositivos móviles que incluían cámara integrada o incluso con la llegada de Playstation Move o Kinect. Sin embargo su aplicación más interesante tiene mucho que ver con el día a día y con las cosas más cotidianas que hacemos constantemente.

Para muestra un botón:

Como podéis ver, las posibilidades en dispositivos portátiles son extraordinarias y esto nos va a permitir situarnos con nuestro terminal en un punto y obtener información al instante de todo cuanto nos rodea.

Llegará el día en que llegaremos a esto:

España no quiere que la red sea neutral.

Sinceramente es algo que no me sorprende.

Si las cuotas de poder que tiene este país están gobernadas por dinosaurios tecnológicos que se pliegan a las exigencias de lobbys de presión no podemos sorprendernos de la noticia que hoy ya corre como la pólvora por la red española:

«El gobierno español admite la ruptura de la neutralidad en la red» [El País]

Lo que sucede es que actualmente la ley impide a las operadoras de telecomunicación (Telefónica Movistar, Jazztel, Ono, etc.) ofrecer servicios distintos en función del uso que se les de a los mismos, esto es, en definitiva, cobrarte no sólo por el acceso a internet sino por lo que hagas mientras navegas: ver vídeos, descargas, consulta de correo, juegos online.

La UE está debatiendo si es posible cambiar esto. Y España, cual perro faldero de las grandes telecos, no ha tardado en sacar su lengua y mover el rabo. Es decir, en pocas palabras ha dicho que le parece lógico y normal que en función de lo que se haga, se cobre más o menos. Pero vamos, que se cobre.

Esto, en sí, es una auténtica vergüenza y atenta directamente contra la libertad en la red. Pero en este país donde cualquier enchufado sin los más mínimos estudios puede llegar a ser presidente de algo, el pedir que la población salga a la calle para reclamar esa libertad es como pedirle a Telecinco que emita contenidos de calidad: tarea imposible.

Nuestro gobierno, sea del signo político que sea, seguirá plegándose a los deseos de los que tienen dinero y la capacidad de exprimirnos.

Y así nos encontramos con que vivimos en el engaño de una vida en un país avanzado, donde las libertades y los derechos de los ciudadanos priman sobre los deseos de una minoría.

No os equivoquéis, disfrada tras la máscara de elecciones cada cuatro años con sufragio universal se esconde la mayor enfermedad del siglo XX: la dictadura del capital y el poder.

Acércate a la física cuántica.

La2 de Televisión Española ha comenzado a emitir una serie de entrevistas a grandes personalidades de la ciencia para que expliquen cuál es su trabajo y lo hagan de una forma sencilla al alcance de todos.

La primera de estas entrevistas fue para Juan Ignacio Cirac, el director de la división téorica de física cuántica del Instituto Max Plank en Alemania.

Sin lugar a dudas es una entrevista muy recomendable de ver y de disfrutar.

El mundo de la física cuántica, de los electrones y de las partículas subatómicas junto con las consecuencias y los avances que pueden llegar a lograrse tras su estudio, explicado por una persona enamorada de su trabajo.

Enalace a vídeo en la web de rtve.es | http://www.rtve.es/alacarta/la2/#898672

Denuncia contra el Estado español por el monopolio de las entidades de gestión

Extraigo el contenido íntegro de la noticia de la página web del conocido abogado defensor de los derechos en Internet, David Bravo:

“El que sabe no habla, el que habla no sabe”

Con esta frase del Tao Te Ching quisiéramos David Bravo y Javier de la Cueva invitar a los ciudadanos a compartir con nosotros una acción jurídica contra el Estado español por vulneración de la normativa comunitaria.

El informe publicado ayer “Sobre la gestión colectiva de los derechos de la propiedad intelectual” de la Comisión Nacional de la Competencia, manifiesta con total rotundidad que España podría estar infringiendo el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea por permitir que las entidades de gestión (SGAE, AGEDI, etc.,) realicen una explotación abusiva de su posición dominante. El informe asegura que esto es así porque puede entenderse que es precisamente la Ley de Propiedad Intelectual española «la que hace factible que las entidades de gestión adopten o puedan adoptar de forma reiterada comportamientos abusivos de su posición de dominio».

Con la intención de que España cese en la conducta presuntamente infractora que se describe en ese informe, hemos redactado la correspondiente denuncia que ponemos a disposición de todos los ciudadanos que quieran sumarse a su interposición.

La invitación a la ciudadanía a participar en acciones legales libres utilizando la Red, nació el 30 de agosto de 2003 cuando se puso a disposición de todos unos procedimientos libremente utilizables. El primero de ellos se dirigió contra el canon en los soportes digitales, hoy pendiente de sentencia del Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas. Si bien fueron muchas las voces que se alzaron contra el canon, pocas personas decidieron luchar jurídicamente contra el mismo, a pesar del procedimiento fácil y gratuito del que se disponía.

Posteriormente y tras la sentencia de Ladinamo, nacieron los procedimientos en defensa del Copyleft y somos líderes mundiales en resoluciones favorables. Luego llegaron las webs de enlaces, con la liberación de la nota para la vista de las medidas cautelares contra Sharemula y la liberación que ahora estamos llevando a cabo en favor de nuestros compañeros abogados y sus clientes de los escritos que hemos utilizado en su defensa. Después, vino la contestación de la Revista Cultural Quimera a la demanda de la SGAE que fue utilizada por la defensa de la CNT para obtener una sentencia absolutoria en la demanda que le interpuso tal entidad.

El método ha demostrado ser eficaz y por eso ahora queremos presentar la siguiente acción legal, animándoos a interponerla. La pregunta que todos se hacen tras el Manifiesto es la de ¿y ahora qué?

El problema que tienen las palabras es que se las lleva el viento. Si el canon cae, no es por la campaña de Todos contra el canon, sino por una sentencia del Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas. Lo que hace falta es el ejercicio efectivo de los derechos, porque las voces ya sobran cuando comienzan a ser sospechosas de su vacuidad e impostura: el que sabe no habla y el que habla no sabe.

El procedimiento que ofrecemos es gratuito y no cabe condena en costas. Consiste en denunciar ante Europa los abusos que estamos sufriendo de manos de los sucesivos gobiernos en el campo de la propiedad intelectual. No lo decimos nosotros, nos lo dice el informe de la Comisión Nacional de la Competencia que ha salido a la luz pública ayer, y que para los que nos dedicamos a la propiedad intelectual ha supuesto una cura de humildad porque nos ha demostrado lo poco que sabemos. Si bien ese Informe es la base y el fundamento de nuestra denuncia, tenemos otra razón, que nos da un ilustre jurista, John Rawls, quien en su Teoría de la Justicia señalaba lo siguiente:

«La responsabilidad no recae en los que protestan, sino en aquellos cuyo abuso de poder y de autoridad justifica tal oposición, porque emplear el aparato coercitivo del Estado para mantener instituciones manifiestamente injustas es una forma de fuerza ilegítima a la que los hombres tienen derecho a resistir».

Para interponer la denuncia basta con que rellenéis la plantilla que se halla en los enlaces que señalamos más abajo. En la misma figuran las instrucciones. Sólo os costará un paseo a una oficina de Correos y el importe de una carta certificada.

Lo verdaderamente importante de la Red es cuando cristaliza en el territorio físico. Si no ejercemos nuestros derechos mediante acciones legales y simplemente gritamos, siempre seremos víctimas del poder.

David Bravo y Javier de la Cueva, abogados.

Plantilla en formato .doc

Plantilla en formato .odt

Rhea, la luna de Saturno

cassini-rhea

Impresionante imagen tomada a más de 1.000.000 km de una de las lunas de Saturno: Rhea.

Rhea (o Rea en castellano) es una titánide de la mitología griega (de los famosos Titanes) que fue la madre de Zeus, Poseidón, Hades o Hera entre otros. Curiosamente, se le asocia al símbolo de la luna.

Imágenes como esta nos hacen apreciar la inmensidad de lo que nos rodea.

Vísto en menéame.net

Sincronizando proyectos.

Uno de los problemas, desde mi punto de vista, al que se tiene que enfrentar todo desarrollador web es el hecho de que tenemos la necesidad de desarrollar nuestro contenido en distintas ubicaciones y bajo distintos equipos.

Esto nos plantea la obligación de, tarde o temprano, unificar el proyecto para no estar «haciendo por un lado y deshaciendo por otro».

Existen una serie de sanas costumbres a la hora de realizar cualquier proyecto web que nos van a permitir agilizar y simplificar este proceso.

En primer lugar, debemos tratar de separar todo lo posible las distintas fases del desarrollo web: intentemos no mezclar el proceso de obtención de datos o desarrollo de bocetos, con el de diseño final o depuración de detalles. No tiene sentido que en el momento que estamos definiendo la estructura de nuestro proyecto nos centremos en describir un detalle pequeño de una de sus partes.

En segundo lugar, es necesario separar los elementos que componen un proyecto web. Esto es, definir un motor de funciones, un esquema HTML y el diseño gráfico de la forma más independiente posible. De esta forma permitiremos que varias personas trabajen simultáneamente en el proyecto sin que se estorben.

Finalmente, otra buena costumbre es permitir el sincronismo del proyecto. Esto me recuerda a una serie que hace años echaban por TV y en la que sus protagonistas, unos jóvenes aventureros, decían eso de «¡¡Sincronicemos nuestros relojes!!». Aquí pasa algo parecido. Debemos disponer de la información, de forma accesible en un servidor (bien en la intranet o bien en internet) que permita a los usuarios trabajar en distintas partes de un mismo proyecto y que sus modificaciones queden almacenadas de forma inmediata. Aptana, del que hablaremos largo y tendido por aquí, y del que ya comentaba algo bitelemental en su post sobre el mismo, permite sincronizar los proyectos a través de FTP/SFTP.

En definitiva, esto no son más que unos pequeños trucos para que a la hora de ponernos a desarrollar un proyecto no nos encontremos con la desagradable situación de disponer de 15 versiones del mismo y no saber qué partes son las importantes en cada versión.

Desarrollo integral de aplicaciones

La llegada de las nuevas tecnologías ha supuesto una mejora sustancial en nuestra calidad de vida. Disponemos cada vez de más elementos que nos permiten disfrutar de sensaciones y experiencias allá donde vayamos.

Pero con esta evolución han aparecido una serie de inconvenientes asociados al desarrollo natural de la tecnología.

Actualmente nos encontramos con que existen distintos tipos de dispositivos, con distintas funcionalidades, distintos tamaños y distintas ubicaciones. Junto con esta amalgama de aparatos nos aparece la barrera de la intercomunicación entre ellos.

Pese a que se están dando los pasos adecuados hacia una infraestructura de red única, todavía estamos en pañales (y más en España). No obstante, ya es un buen momento para irse planteando la implementación de soluciones integrales que incluyan todo tipo de dispositivos, que sean compatibles con todos ellos y que, además, nos permitan la interacción de los mismos.

El futuro, sin lugar a dudas, está en el desarrollo de aplicaciones integrales y una buena muestra es el rumbo que han tomado las operadoras de telecomunicaciones ofertando lo que comunmente se denomina «cuádruple play»: televisión, teléfono, móvil y acceso a internet.

Todos para uno, y uno para todos.

Quizás sea la máxima más importante en la primera parte del siglo XXI.