Esclavos de las modas

rombos

Uno de los artículos de Política de Telecomunicaciones habla de la tremenda aceptación que está teniendo en Gran Bretaña la aparición del iPhone.

Para los que no viváis en este planeta, os cuento brevemente que el iPhone es el terminal móvil que ha sacado la empresa Apple (si, la de los iPod’s) y que es lo «más de lo más» en cuanto a vanguardia de pijadas.

Todo esto viene a que estamos tremendamente sujetos a lo que la sociedad dictamina que está de moda o no. El caso particular del iPhone es todavía más clarificador puesto que a sus limitadas características (en Inglaterra no ofrece conectividad Wi-Fi) hay que sumarle que sólo se pueden instalar aplicaciones que venga de la propia Apple.iNC (Olvídate de Tom-Tom’s navigators, reproductores de DivX…) y pese a todo, es el teléfono más vendido (ojo al dato) de la historia.

Estamos programados para que algo nos guste independientemente de la calidad del producto.

Y si, ando mosca, pero no por el iPhone, sino porque estoy harto de ver pasar por mi facultad a chicos/as con los jerseys de rombos…

Porque estén más de moda NO SIGNIFICA que sean menos ANTIESTÉTICOS.

6 Comments Esclavos de las modas

  1. he

    Entramos en el tema de la moda??? Me gusta!! 🙂 Uno viste y actua como se siente identificado. Hay personas muy hipócritas, que quieren ir a la última porque TODOS van a la última. Creo que el estilo de cada persona lo marca su personalidad: quien quiere ser innovador lo puede ser, incluso saltándose las reglas de la moda 🙂
    Que viva la desigualdad de peinados!!!! jejeje. En fín, esto es MI opinión.

    PD: FAC!!!

    Reply
  2. sergioMadrigal

    Señora de Cuenca, no me vaya usted a negar que lo que venden como «el terminal más cool de la historia» al módico precio de salida de casi 600€ (previo contrato con Telefónica Móviles) no es una tremenda estafa.

    Al menos los de Nokia tienen la clase de permitir sobre un sistema operativo propietario (Symbian) la instalación de aplicaciones de terceros…

    Lo que pasa es que lo «cool» gana frente a la usabilidad.

    Reply
  3. laseñoradecuenca

    Eso de los 600 euros con movistar, lo dirás tú xq no hay nada oficial, y el precio en el resto de paises es de 400€ aproximadamente. Las aplicaciones de terceros de forma oficial, está en camino, xq de forma no-oficial, ya existe hace tiempo. Tengo un iPhone y estoy super orgulloso y no lo cambio ni por un millón de nokias con su cutresymbian, que yo sí sé de lo que hablo que he gastado unos nokias, y no me guío ni me dejo influir por la opinión de cualquier publicación, tanto en el tema móviles como videoconsolas.

    Reply
  4. sergioMadrigal

    Juas… «cutreSymbian» XDDDDDD Ves! Al final consigues que me eche unas risas.

    No voy a ponerme a darte argumentos de por qué un sistema operativo que va por su versión 3.0, que lleva años funcionando en tecnologías móviles, que tiene un API abierto y que está implementado en terminales de gama alta, se come con pan, patatas y demás a algo que «acaba de salir».

    Pero por encima de todo… me hacen mucha gracia dos detalles:

    1.) Aplicaciones de terceros de forma «oficial» está en camino (buen eufemismo de cuando al señor Jobs le salga de sus partes blandas, se tendrá en cuenta)…

    2.) De forma no-oficial ya existe hace tiempo. ¿Nos referimos a la forma no-oficial por la que «desprotejo» el teléfono y pierdo, en consecuencia, toda garantía del mismo no?

    Que si, que es lo más chulo del mundo, pero asume que estás pagando 300€ por la marca, 90€ por la pantalla multitouch y 10€ por las características técnicas del terminal.

    Reply
  5. disimular

    Miedo me dan estas navidades currando en la fnac y el puto iphone a la venta.
    Solo decir que ya hay gente preguntando si hay funditas y de que colores son.

    aaaaaagghhhhhhhhhhh no puedo con ellos !!!!

    Reply

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.