Posts tagged "videojuegos"

Primeras impresiones: Sonic AllStar Racing Transformed

Hace unos días en uno de mis paseos periódicos por la zona de juegos baratos de PS3 en MediaMarkt me hice furtivamente al irrisorio precio de 9,90€ con el Sonic AllStar Racing Transformed.

De mano de la inconmensurable SEGA por fin podía contar con un título de karts para mi PS3. Y no se trata de un tema baladí. Desde mi más que grata experiencia con el Crash Racing Team (Naughty Dog, 1999) para la primera Playstation, no había vuelto a tener uno de estos divertidos casual-games en mi videoconsola.

Repito: 9,90€. Que estamos en crisis y todo eso, pero es que salir una tarde de la puerta de casa ya te supone gastarte más que eso.

Así que sí, terminó en mis manos.

Llevo alrededor de unas tres horas jugadas y ya puedo comentaros cuál ha sido mi primera impresión.

Jugabilidad

Es fundamental en un juego como este que sea divertido. No buscas quedarte embobado con los definidos entornos ni con la resolución de los ojos del personaje. Buscas darle al Start y que la diversión fluya.

Pues bien: Sonic AllStar Racing Transformed cumple y con creces. 

La mecánica es la de siempre. Carreras todos contra todos con la aparición de «extras» que te permiten potenciar de alguna forma tus posibilidades de ganar: bien mejorando tus prestaciones, bien haciéndole la puñeta a tus competidores. 

Pero además esta edición le añade un plus del todo interesante: las carreras se desarrollan por tierra, por mar y por aire. De forma perfectamente adaptada, en determinado momento de la carrera tu bólido se transformará en una lancha o en un superjet teniendo así que variar totalmente tu modo de conducción.

Gráficos

En los juegos casuales este aspecto es el menos necesario. Este juego cumple y mantiene el tipo para la generación en la que está. Gráficamente es decente y no he encontrado serios errores de diseño que me hayan hecho plantearme sus características técnicas.

Está claro que no va a pasar a la historia por sus gráficos y no puedes esperar que te deje embobado con su despliegue técnico pero estamos hablando de diversión directamente inyectada en vena, ¿A quién le importa el resto?

Banda Sonora

Interesante y muy adecuada para cada una de las carreras, lo cierto es que tanto la banda sonora como los efectos de sonido están bien trabajados y el resultado final convence. Te introduce en una atmósfera activa y divertida y te adelanta lo que te está esperando en cada carrera.

Aire Retro

Esto es, junto con su jugabilidad, lo más interesante del juego. Para los que llevamos algunos añitos metidos en mayor o menor medida en el mundo de los videojuegos tener la posibilidad de volver a escoger a Sonic, a Knuckles o a Tails le añade ese punto nostálgico que termina por redondear la experiencia. 

Conclusión

Para pasar el rato sólo en compañía de los amigos y echarte unas buenas carreras y unas buenas risas es un juego ideal.

Nota: 7/10

Probando: Ni no kuni – La ira de la bruja blanca.

Encontrar un juego que cumpla, de un modo relativamente completo, todas las expectativas depositadas en él es, en la actualidad, bastante complicado.

Vivimos en un mundo donde gracias a la potencia y capacidad de los actuales sistemas, se opta por enfocar el esfuerzo en maravillar visualmente más que en crear arte.

Aunque resulte paradójico, maravillar visualmente y arte no son conceptos idénticos en el mundo de los videojuegos.

Ejemplos de ello los tenemos en muchos de los títulos de la actual generación de consolas: Playstation 3 y Xbox 360. Uno de ellos, quizá el más doloroso por lo que un título de ese calibre conlleva, fue el Final Fantasy XIII.

Atrás quedó el recuerdo borroso de las maravillas artísticas, esta vez sí, que fueron el FFVII, el VIII o el X. Square Enix desarrolló una auténtica obra magna visual completamente vacía de contenido y, lo que supuso su muerte prematura, de jugabilidad.

¿Quién iba a ocupar el precioso hueco que iba a dejar la franquicia nipona?

Puedes probarotros jRPGs que se han quedado incluso más lejos que el FFXIII en su intento por alcanzar un nivel decente. Todos incurren en el mismo error una vez tras otra: son muy buenos técnicamente pero se han esmerado poco o nada en desarrollar un argumento convincente, que enganche, que sumerja al jugador en un entorno del que se sienta pleno participante.

Llega la respuesta

img_ninokuni2

Pero justo en el albor de la llegada de las «next gen» de las que todo el mundo habla, cuando quizá la esperanza de jugar a un jRPG aceptable estaba cerca de esfumarse apareció la noticia: el Estudio Ghibli estaba desarrollando un juego. Y sí, iba a ser un jRPG tradicional.

Para empezar, hablar del Estudio Ghibli son palabras mayores. El Castillo Ambulante. La Princesa Mononoke. Mi Vecino Totoro. Todas y cada una de las obras que se le pueden venir a uno a la cabeza son verdaderas obras maestras.

La noticia venía acompañada de algunas capturas y bocetos y todo pintaba tan bien que daba hasta miedo ilusionarse demasiado.

La semana pasada terminó cayendo en mis manos tras el habitual periodo de espera para que su precio fuera decente. Benditos 16 euros.

Ni No Kuni: La ira de la Bruja Blanca es una obra de arte. En su concepción, en su desarrollo y ya veremos si en su finalización.

Tras cuatro horas de toma de contacto no hay duda: una animación exquisita, una jugabilidad que mejora en mucho al tradicional juego por turnos y, por fin, un argumento propio de cualquiera de sus películas: magia, guerreros, humor a raudales, jugabilidad, etc., son sus ingredientes. La tarta salió del horno y huele estupendamente.

Introduciendo al jugador y divirtiéndole

img_ninokuni1

Y es que sus dos primeras horas son completamente introductorias y, pese a eso, amenas. Esa era la idea y el Estudio Ghibli ha sabido plasmarla a la perfección. Cinemáticas preciosas junto con un tutorial integrado en la propia historia hacen que tras un breve lapso de tiempo comprendas el juego y quieras a sus personajes (que al fin tienen carisma).

Una mecánica pulida hace que las batallas no se conviertan en el repetitivo «dale sin parar a la X y sube de nivel». La introducción de los Únimos (animalillos divertidos que nos ayudan en las batallas) agrega versatilidad al juego manteniendo su frescura.

Personajes carismáticos

img_ninokuni3

La historia se centra en un jovencito llamado Oliver que, tras una serie de sucesos, acaba en un mundo mágico de la mano de «El rey de los Gnomos»: Drippy.

El juego sólo se encuentra en inglés y japonés aunque está subtitulado, eso sí, al castellano. Y la magia empieza precisamente ahí, en la traducción. Lejos de buscar una traducción literal, los diálogos están llenos de palabras típicas españolas, con una libertad que muy pocas veces había disfrutado en una adaptación española de un videojuego y que me recuerda por momentos al lenguaje empleado en dibujos como «Hora de Aventuras».

Primeras sensaciones

Con todo esto, las primeras sensaciones tras haber probado el juego son más que satisfactorias. Por fin, después de tanto tiempo, una historia que involucra al jugador se viste de videojuego con una jugabilidad interesante y nos permite disfrutar de horas de aventuras en un entorno fantástico.

Al final, después de todo, no era tan complicado. ¿Verdad?

Hayao Miyazaki anuncia su retirada

Hayao Miyazaki ha sorprendido con unas declaraciones en las que afirmaba que The wind rises, que actualmente está presentando en el Festival de Cine de Venencia, será la última de sus producciones.

Miyazaki es mundialmente reconocido como uno de los grandes cineastas de animación. Junto con  Isao Takahata e Toshio Suzuki creó el conocido estudio Ghibli. Este estudio es el «culpable» de haber llevado a la gran pantalla obras artísticas de la talla de «El Viaje de Chihiro», «La Princesa Mononoke» o «El Castillo Ambulante». Todas ellas de una factura exquisita y que compiten por ser consideradas la mejor película de animación de la historia.

Además es también el responsable de videojuegos como «Ni no kuni: La ira de la bruja blanca» (Playstation 3) o Ni no Kuni: Shikkoku no Madōshi (Nintendo DS) que se mantienen fieles al estilo que ha hecho característico al estudio.

Con esta noticia el mundo del anime japonés en particular y de la animación en general pierden a uno de sus grandes maestros. Capaz de mezclar arte y técnica en cada una de sus producciones alcanzando niveles jamás vistos hasta la fecha.

Una verdadera lástima.

Al menos nos queda la última de sus obras:

Análisis: Uncharted 3 – La traición de Drake.

Es hablar de Naughty Dog y Sony y que los pelos se te pongan como escarpias.

Cuando hace ya unos cuantos largos meses vi por primera vez el teaser trailer de Uncharted 3 supe que tarde o temprano caería en mis manos (y en mis mandos).

Fue con Uncharted 2 con el que tuve el placer de iniciar mi andadura como PS3-gamer y la verdad es que no pudo ser mejor el estreno. Fue la experiencia más cercana a «jugar una película» que jamás he conseguido tener.

Con Uncharted 3 hay más de lo mismo. Tal vez en algunos aspectos técnicos ligeramente mejor, pero más de lo mismo. Lo cual es bueno. ¡Qué digo bueno! ¡¡ Buenísimo !! Es una auténtica gozada: cada plano, cada giro argumental, cada escena de aventuras te sumerge de lleno en una travesía en busca de secretos y diversión.

La historia vuelve a llevarnos tras las pistas de una oculta ciudad milenaria que esconde tras de sí un poder inimaginable, esta vez en el desierto, siguiendo los pasos del que dice nuestro protagonista es su antepasado: Sir Francis Drake.

Calidad técnica impecable. Argumento trabajado y muy logrado. Jugabilidad que en algunos momentos roza la perfección. Horas de diversión que nos permiten alargarlas con un modo online evolucionado con respecto al de su versión anterior.

En definitiva estamos hablando de uno de los mejores juegos para PS3.

Sólo de pensar en «The Last of Us» me pongo malo.

https://www.youtube.com/watch?v=snrhm3BW7CI

«Todos los hombres sueñan, pero no del mismo modo. Los que sueñan de noche en los polvorientos recovecos de su espíritu, se despiertan al día siguiente para encontrar que todo era vanidad. Mas los soñadores diurnos son peligrosos, porque pueden vivir su sueño con los ojos abiertos a fin de hacerlo posible.»

Primeras impresiones de las Next-gen.

Aún inmersos en plena vorágine tras las presentaciones durante el E3 de Sony y Microsoft de sus dos nuevas plataformas creo que es un buen momento, aún sin conocer demasiado sobre ellas, para realizar un primer análisis de lo que ha resultado esta puesta de largo de los dos sistemas.

La tecnología.

Por un lado tenemos a Sony con la cuarta versión de su Playstation. Entre las características técnicas que han salido a la luz cabe reseñar su procesador 8 núcleos, 8 GB de memoria RAM GDDR5, AMD Radeon GPU y conexiones GigabitEthernet y WiFi n.

Sony Playstation 4

Por otro, Microsoft presentó su Xbox One con un procesador de 8 núcleos (aunque montado sobre 2 quad-cores), 8 GB de memoria RAM DDR3, siendo disponibles sólo 5GB para juegos y una AMD Radeon para procesar los gráficos, siendo Kinect una parte integrante más del sistema.

Microsoft Xbox One

Como podéis ver ambas tienen, sobre el papel, unas características técnicas similares, que consiguen actualizar las plataformas dedicadas a los videojuegos a la tecnología más novedosa de la que ya disfrutan muchos jugadores en plataformas PC/MAC.

Sin embargo, tras el E3, ha habido una clara vencedora. ¿Quién y por qué?

Primera toma de contacto: objetivos diferentes.

Cuando ves un poco hacia donde se mueven los dos gigantes del ocio electrónico puedes percibir que existe cierta diferenciación en el rumbo que ha tomado cada uno. Si bien Sony ha apostado muy fuerte por un sistema potente y con unas condiciones de juego muy interesantes con la intención de llevarse de calle el mercado de los hardcore gamers, Microsoft, tal vez pensando en Apple e incluso en Google, busca hacerse con parte del nicho de los usuarios de media centers.

Que nadie se equivoque, PS4 va a ser un estupendo media center, pero Xbox One, con Kinect, va a intentar convertirse en la referencia de los salones norteamericanos y del resto del mundo.

Sólo eso puede explicar decisiones tan absurdas como obligar a permanecer conectado al menos cada 24 horas a internet para poder hacer uso de los juegos o las limitaciones que presenta la consola para el intercambio de juegos.

¿Por qué Sony se ha llevado el gato al agua?

Básicamente porque ha presentado lo que la gente esperaba: una videoconsola potente y dedicada a hacer lo que la gente querrá que haga. Playstation 4 tiene muy buena pinta, presenta unas características impresionantes y Sony parece dispuesta a complacer a sus clientes. Microsoft en cambio ha presentado un dispositivo con muchas limitaciones autoimpuestas (las ya comentadas y algunas más), pero ha enfatizado mucho en su visión de sistema de reproducción de contenidos, sobretodo online.

Teniendo en cuenta que el E3 es un evento diseñado y hecho para jugones, estaba claro que con estos ingredientes Xbox One iba a recibir palos por todos lados, como así ha sido, haciendo que PS4 se postule como futurible éxito para cuando salga a finales de 2013.

Pero cuidado, dudo mucho que Microsoft haya dicho su última palabra por lo que a su Xbox One se refiere: nos queda por descubrir su estrategia de mercado, esa que ha sabido ocultar muy bien en este E3 y que probablemente la prepare para la futura lucha contra los sistemas integrados en las Smart TV y los dispositivos media center Apple TV y el posible Google TV.

Partituras de Super Mario

Leo en este genial post de Ribosomatic que un tal Joseph Karan se ha dedicado a transcribir todas las canciones de la banda sonora del popular juego de Nintendo Super Mario Bros.

Karam ha querido entender como tocar los temas y efectos de sonido de Mario del videojuego de 1985, pero no pudo encontrar una partitura definitiva.

Se ve que este fiera, ni corto ni perezoso, hizo uso de todo su arsenal de software de música para capturar y analizar uno a uno todos los tonos de las distintas canciones que forman parte del juego.

Karam utilizó un software profesional de grabado y transcribio cada tono y el ritmo del juego original de 8 bits de NES, y comparó su trabajo con varios de los mejores transcripciones disponibles en la web. A continuación, organizó las partituras en un libro fácil de leer y aprender, con el fin de reproducirlos en el piano todos los días durante varios meses.

Vamos, que este hombre se ha dedicado a trabajar de lo lindo y por tanto, merece la pena que se le reconozca su trabajo.

Las partituras, a priori, son bastante asequibles para nivel básico de piano y poder evocar esos momentos frente a la pequeña NES supera con creces el pequeño esfuerzo que hay que hacer para tocarlas.

El enlace de la web es: http://www.mariopiano.com/

Primeras impresiones Final Fantasy XIII

Hace unos cuantos días os hablaba de lo que estaba siendo para mí el inicio del último juego de la saga Final Fantasy en cuanto al tema de las batallas y su renovado sistema BTC.

Bien, después de jugar las primeras 10 horas a este interesante juego, estas son mis conclusiones:

  • El juego en sí es una obra maestra digna de la plataforma (xBOX 360 o PS3): todo, íntegramente, se basa en el mismo motor gráfico por tanto la sensación de estar inmerso en una película en la que participas es completa.
  • El guión de la historia, por ahora, promete cada vez más. Los personajes van desarrollándose y profundizando a medida que los cortes de vídeo se suceden, dotando a la historia de carácter necesario para enganchar al jugador.
  • La parte jugable es muy interesante, pero peca, al menos durante estas primeras 10 horas, de una excesiva linealidad. En cierto modo esto es positivo para aquellos que están empezando a jugar a este tipo de juegos porque nos presentan de una forma muy pedagógica el sistema de juego y sus funciones, pero puede resultar exasperante para aquellos jugadores más avanzados.
  • Las batallas propiamente dichas son cada vez más complejas y eso permite desarrollar al máximo su novedoso sistema de combates: decidir qué estrategia seguir, qué roles van a tener los integrantes del grupo y qué magias/eidolones se van a emplear deja de ser banal para convertirse en una parte fundamental y determinante de cada batalla importante.
  • En general se trata de uno de los mejores títulos en cuanto a gráficos que he podido disfrutar en la Playstation3 y confío que conforme avance la historia, también se convierta en uno de los mejores en cuanto a jugabilidad.

¿Por qué me gusta Final Fantasy XIII?

Este verano, como parte de mi regalo de cumpleaños, me compré por internet dos juegazos para la Playstation 3.

Por un lado el Call of Duty: Modern Warfare 2, del que un día de estos os hablaré largo y tendido. Impresionante en todos sus modos: la historia, las operaciones especiales y sobretodo su modo online.

Por otro, y aunque siempre he criticado ese tipo de juegos, el Final Fantasy XIII.

Mi crítica a los RPG ha venido siempre precedida del aburrimiento a un juego de este tipo. Para Playstation PSX fue el Final Fantasy VIII. Para Playstation 2, fue el Dragon Quest: VIII.

El modo de juego BTC

Lo que me aburría soberanamente de estos juegos era lo repetitivo que resultaban los combates: al tratarse de un RPG por turnos, era demasiado poco creíble. Ahora me atacas tú, ahora te ataco yo.

Gracias al empleo de la BTC (Barra de Tiempo Contínuo) y a la lucha por equipos, Final Fantasy XIII presenta un modo de juego dinámico. No hay pausas, mientras tú diseñas tu estrategia de ataque, tu cargador se rellena. De esta forma los combates son mucho más veloces y por tanto la sensación es más real.

Esto, sumado a unos gráficos que dejan con la boca abierta en muchos momentos y lo que parece, hasta ahora, una historia muy bien planteada, hacen de Final Fantasy XIII el primer RPG que realmente me gusta.

¿Será éste el primer Final Fantasy que me pase entero?